Espacio “Mujeres” de radio U. de Santiago recibe donativo desde España

  • La encomienda constituyó toda una sorpresa para el equipo de este programa, pues no contenía mayores datos, excepto un nombre: Gastón López, quien firmaba una pequeña nota que decía: “Envío la mitad de los libros que la  Asociación me dio para vosotros. Ojalá sirvan para vuestro cometido”.

Por Eduardo Leiva P.

Recientemente, el equipo del Programa “Mujeres” de Radio U. de Santiago, espacio ideado por la  periodista Gabriela  Martínez Cuevas, quien además, lo conduce y co produce junto al periodista Marco Espinoza Pacheco, fue sorprendido con la llegada de una caja con más de 30 títulos, obsequio que venía desde Barcelona con títulos como “Abzurdah”, de Cielo Latini; “Y la vida sigue”, de Justine Lévy; “Un sueño a dos voces”, de Miguel Jordán; “Tribulaciones de una cajera”, de Anna Sam; y “El niño que no sabía soñar”, de Vauro Senesi, entre otros.

El chileno Gastón López, profesor de Educación Básica y colaborador estable de la asociación “Libro solidario” de Barcelona, fue quien gestionó el envío para beneficiar a la audiencia de este espacio que pone en concurso dos libros a la semana y cinco cada fin de mes; esto, gracias a convenios de colaboración con editoriales nacionales y extranjeras.

Este profesor jubilado se sumó a la participativa audiencia de este programa –uno de los más  escuchados de la emisora- que se emite desde el 2012, con ediciones diarias de lunes  a viernes. “Con el fin de aportar a la equidad de género –como advierte su creadora- a la fecha hemos difundido más de dos mil recorridos biográficos de mujeres que han hecho o están haciendo historia; además, sumamos desde el 2013 el ciclo “Grandes Chilenas”, destinado solo a las nuestras. Tenemos un registro importantísimo”.

El puente Santiago/Barcelona

El envío de la caja con libros solidarios, precedió la llegada a los estudios de la Radio, del propio emisario, quien se hizo presente con su amiga Chila Azaar Cortéz. Y es aquí cuando se devela la historia.

Fue esta asidua auditora de “Mujeres”, quien recomendó el espacio a Gastón López, profesor exiliado, quien jamás retornó a Chile echando raíces en esas tierras generosas que lo acogieron tras el Golpe de Estado.

Ambos se conocen desde finales de la década de los 60, cuando trabajan en organizaciones cristianas y realizaban voluntariados en pos de ayudar a los más necesitados. Pese al inclemente paso de las décadas y los miles de kilómetros que los separan (ella vive en Padre Hurtado), siempre mantienen contacto y comparten su interés por la cultura y los mismos anhelos de trabajar en pro de un país mejor. 

Esa amistad a toda prueba, es el trasfondo que teje el nexo entre el programa “Mujeres” y la organización “Llibre Solidari” (Libro solidario) de Barcelona, donde está radicado Gastón López.

“No pude evitar contarle a Gastón sobre este programa, que me gusta mucho, porque da a conocer nuestra propia historia como mujeres a través del tiempo; además, Gabriela lee parte de los libros en concurso, promoviendo la lectura lo que es un aporte adicional. Recuerdo la vez que le regalaron un libro de poemas infantiles mapuche a una autora, quien contó que había llegado a Santiago, porque su abuelo había tenido que huir de la violencia en la Araucanía. Quedé tan impactada con la lectura, el gesto y la emoción de Gabriela, que lo compartí con Gastón”, relata nuestra auditora.

Por su parte Gastón López, quien desde hace años promueve la lectura, sintió de inmediato una conexión con el espacio y no dudó en gestionar el envío de la caja con los libros para la audiencia de “Mujeres”.

Aprovechando su reciente viaje a nuestro país, el profesor López hizo una visita a la Radio junto a su entrañable amiga y, además de valorar “Mujeres”, compartió parte de su historia que indefectiblemente está ligada a  la UTE.

Una vida dedicada al fomento lector

Gastón López estudió en la Escuela Normal Abelardo Núñez y, posteriormente, en el Pedagógico de la Universidad de Chile. Sin embargo, no alcanzó titularse como profesor de castellano, puesto que se produce el Golpe de Estado de 1973. Los hilos del destino lo sitúan en la UTE ese 11 de septiembre, por lo que es detenido y trasladado al Estadio Chile. Lo que viene después, es el desgarro del autoexilio en Barcelona.

“Me sentía ahogado, sentía que iba a acabar mal si seguía siendo testigo de aquellos horrores. Después vino mi salida del país y ya han pasado más de 40 años”, señala Gastón, quien completa estudios en la Universidad de Barcelona y durante décadas ejerce como profesor de castellano en la educación primaria.

Tras el retiro, Gastón continúa su incansable labor de fomento a la lectura involucrándose como voluntario en “Llibre Solidari” de Barcelona. La asociación recibe donaciones de libros por parte de editoriales independientes, para así venderlos a bajo costo (máximo 3 euros) y destinar lo recaudado a cubrir las necesidades básicas de familias de escasos recursos.

 “Como profesor de castellano le leía mucho a mis estudiantes, hacia lecturas teatralizadas. Mi gran satisfacción es encontrarme con antiguos estudiantes, quienes decidieron estudiar filología gracias a esas clases. Ese ejercicio de hacer lectura para motivar a los demás se ha perdido. Por eso, me impactó tanto la labor que hace el programa Mujeres”, señala nuestro auditor, quien desde entonces escucha el programa en España, gracias a la señal online www.radiousach.cl

“Primero, que un programa se llame “Mujeres” y esté preocupado de su situación me pareció simplemente genial. Y por otro lado, que regale y promocione la lectura en un país en donde el impuesto que pagan los libros alcanza niveles vergonzosos, también me impactó. Confluían muchas cosas”, precisa el profesor López.

La creadora de este espacio y también directora de Radio U. de Santiago, junto con agradecer la generosidad de este maestro, puso de relieve el valor de una emisora pública en cuanto al fomento lector, por lo mismo en el marco de su gestión ha promovido que en todos los programas se sorteen libros, aunque sólo en su caso realiza cada día una lectura dramatizada en el contexto de su programa.

Al respecto, Gabriela Martínez agrega: “Recurriendo a mis clases de teatro, me adentro en los personajes de modo de incentivar la lectura. Esto lo agradece la audiencia y a la par promovemos la buena literatura. En esta línea, además, hemos asistido a instancias solidarias inesperadas ya que los auditores comenzaron a enviarnos sus libros más queridos para compartirlos con la audiencia. Esos libros que pasan de mano en mano, además de la narrativa propia, cuentan una historia  verídica adicional que también comparto al aire”.

Por  último,  Gabriela  Martínez  recuerda el envío de otras cajas de libros. “Fueron si  al no recuerdo, cinco las que nos hizo llegar el desaparecido senador Antonio Horvath Kiss​ y contenían los ejemplares de Chile, Cien Mujeres y su legado en nuestras historia; fue editado (2015) por  el Centro de Extensión del Senado cuando él era su director. Recuerdo que me invitó al lanzamiento de esa obra, en mi calidad de directora de la Radio. En su discurso destacó el programa “Mujeres”, señalando que lo escuchaba en medio de sus trayectos y trataba de no perderse ninguna edición. Fue muy grato para mí, pues por lo mismo nuestra audiencia tuvo el privilegio de optar a un ejemplar de este libro único sin carácter comercial”, concluyó.